viernes, junio 19, 2009

El cisne negro

Siempre he adorado el ballet "el Lago”, y aunque nunca he tenido con quien ir, no he podido evitar verlo una y otra vez. Y cada vez que lo veo me pasa lo mismo, la danza es maravillosa, la música fantástica, pero tengo peleas con el guión. Jamás entenderé que se considere héroe a un tipo que pone en peligro su vida, su reino y a sus amigos por un bicho mutante del que se ha enamorado cruzando con ella una frase, o quizás dos. Odette de alguna forma tiene un pase, por que después de todo se pasa meses, o años (depende de la versión) observando al tonto del principito, y en cualquier caso, las princesas de cuento no destacan por su inteligencia. Pero lo que jamás entenderé es, ¿por qué odian tanto a Odille?, ¿Por querer tener el mismo derecho que Odette? ¿Por intentar conquistar a un hombre que la ha ignorado y despreciado por ser como Odette, por querer ser como ella? Está claro que es una visión machista, racista (que casualidad que la mala sea el cisne negro), y además ridículamente patética del amor.

En cualquier caso, sé que siempre he sido y seré el cisne negro, así que hoy, bailarines del mundo, voy a mostraros el mundo a través de sus ojos, voy a enseñaros que se siente, y como se debe bailar al personaje más hermoso de la historia de la danza. Hoy el cisne negro tiene el escenario para ella sola.

Asi que ya saben, pulsen en la biblioteca, y "a leer"